El poeta (Esta vez completo. El de ayer vino desarmado gracias a la cortesía de las tecnologías modernas).

*Dado un error técnico, se decide re-publicar la última entrada.

Los votos obtenidos hasta el momento se sumarán a esta última siempre y cuando no se repitan.

El adulterino encontró sus revelaciones.

El golpe de conocerse feo y rengo
Pretendía su realidad de bastardo ausente de honestidad,
Juntó pistas
Y se volvió dudosa su ilegitimidad.

A las respuestas se llega
Con un primer paso,
Cruzó puentes, barrios y el tañer de la campana se acercaba,
La ira intercambió papeles con los nervios.

Fue con fuerza, pasión y misericordia el acto,
Había que enfrentar las confesiones y escucharlas
De boca de aquella sotana
Presa de la libidinosidad tan humana.

La ley con su vergüenza en el cuello
Le había refugiado en un barrial
Donde las regentas desfilan a su santo salvador,
Por él condenó sombra de carne y pena sin perdón,
Las cofradías no saben de treguas,
Así mismito no más.

Ver la entrada original 28 palabras más