No puedo llamarla noche de paz, porque libré mil batallas para estar contigo.