A ti, que me ves con la vecina, con la del supermercado, con tu amiga y siempre me perdonas…

Decirte que sé que en alguna de mis siete vidas te quedarás conmigo.

A ti, que sabes que por no quererme tú las quiero todas…

Decirte que me seguiré tatuando la piel hasta que me digas “Para amor mío…”

A ti, que me conoces mejor que la soga…

Decirte que hasta que me quieras me emborracharé con jovencitas hasta que duden del destino.

A ti, que me conoces de sobra…

Decirte que hasta que tus besos se lo impidan…

Me seguirán manipulando todas las mujeres que se cruzan en mi vida.