Te puedes quedar con mis verdades para pensar que son mentiras.

Te puedes quedar con mis verdades no correspondidas.

Yo me quedo con tus verdades a medias que no quieren cobrar vida.

Te negaré tres veces…

Antes o después de que se haga de día.

Ahora soy San Pedro.

Y cuando salga el Sol serás otro espejismo que se eleva al cielo.

Cuando salga el Sol no habrá credo que te devuelva a mi vida.

Cuando salga el Sol…

Seré un mercenario sin causa.

Y tú…

Otra llamada perdida.